¿Qué es la tecnología EMS?

La tecnología EMS consiste en la estimulación de la musculatura corporal mediante impulsos eléctricos de baja frecuencia. A esta acción de estimulación externa ha de sumársele la contracción voluntaria de la musculatura a través de los impulsos nerviosos procedentes del sistema nervioso central.

Ventajas del entrenamiento con EMS:
  • Programa de entrenamiento personalizado: podemos establecer la carga de trabajo a todos los músculos de la manera más conveniente para nosotros, proyectando las sesiones hacia los objetivos de nuestros clientes.
  • Poca inversión de tiempo: ya que prácticamente podemos hacer trabajar a todos nuestros músculos al mismo tiempo, el tiempo dedicado al entrenamiento se limita a 20 minutos por sesión.
  • Reducción de grasa y volumen: el eficaz entrenamiento de aumento de músculos y la adquisición de tono transforma a nuestro organismo haciendo que se acentué la quema de calorías en estado basal.
  • Tonificación muscular directa: Fortaleciendo los músculos más blandos o flácidos, colocados en las zonas a estimular con precisión, lleva cada impulso a incidir en el músculo, por lo que no hay ejercicio mal realizado.
  • Mejora el rendimiento deportivo: Esta nueva tecnología nos permite conseguir un mayor rendimiento en deportistas de alto nivel. Con este método llegas a fibras más profundas, a las que no alcanzas con un entrenamiento convencional. Te da ese plus que no logras con el entrenamiento de campo.
  • Evita la sobrecarga de las articulaciones: dado que los impulsos van dirigidos directamente a los músculos el conocido riesgo provocado por una mala técnica en el manejo de pesos libres queda fuera.
  • Formación del equilibrio muscular: los impulsos externos promueven que nuestros músculos más débiles del cuerpo se desarrollen fácilmente.
  • Rehabilitación de los músculos flácidos: se puede utilizar para fortalecer los músculos dorsales sin tono y como tratamiento en abdominales POST parto.
  • Mejora del flujo sanguíneo del tejido circundante: la formación de tejido muscular es la manera más eficaz de combatir la celulitis y la acumulación de grasa localizada.
  • Mejora la postura y el bienestar: el acelerador metabólico hace trabajar a nuestros músculos más profundos y eliminamos estrés.
  • Disminuye el dolor de espalda: los músculos espinales se fortalecen, por lo que el dolor de espalda ocasionado por una musculatura débil puede ser eliminado.
  • Previene la osteoporosis y las fracturas de óseas: una musculatura más potente obliga también a los huesos que la sostienen a aumentar su grosor y volverse así más fuertes y resistentes.